sábado, 15 de septiembre de 2007

REFLEXIONES SOBRE LA DINÁMICA DE LAS RELACIONES HUMANAS

Estos 12 puntos, no pretenden ser recetas o listas de principios, sino reflexiones que surgen como un recorte que hago de mi vivir y de mi interrelación con otros.

Estas reflexiones las presento como reductores de mi experiencia en el vivir familiar, social, profesional, organizacional, y comunitario. Cada punto manifiesta la RE-CONFIGURACIÓN de la dinámica relacional que fue ocurriendo en la coordinación de acciones constante que implica el convivir humano.

Opino que las explicaciones tradicionales que nos damos sobre el malestar en las relacionales en las que participamos, configura un mundo limitado y sufrido, que oculta la posibilidad de vivir en el placer de hacer la que hacemos, con quienes lo hagamos, en el ambito que sea.

Estas sin mis reflexiones:

1) Ser solidario con los demás, sin serlo conmigo mismo, no es ser generoso o buena persona. Es ocultar la incapacidad de hacerme cargo de mis propios deseos. "El sacrificio por los otros, no hace al bienestar de los otros, ni al mío".


2) Darle al otro lo que yo creo que necesita, o no hacerle al otro lo que no quiero que me hagan a , no es pensar en el otro. Es negar la autonomía del otro, sus gustos, deseos y preferencias, midiendo al otro a partir de mis propios gustos, deseos o preferencias.

3) Darle al otro lo que necesita, como maniobra para luego pedirle lo que necesito, no es ser inteligente. Es un intento de manipulación hacia el otro, negándolo como legitimo otro.

4) Pedir o ofrecer desde la exigencia o desde el desgano, no es pedir o ofrecer. Es violentar la relación.

5) Aceptar lo que me gusta del otro (o de mí), e intentar cambiar aquello que no me gusta, no es amar (me). Es egoísmo, y un intento de enajenar al otro (o a mí mismo).

6) Ser frontal en nombre de la honestidad, no es ser sincero. Es ser incompetente para comunicarme con el otro.

7) Ocultarle al otro los sentimientos y pensamientos negativos y relevantes que tengo sobre él, no es cuidarlo. Es colocar mi apariencia por sobre la relación.

8) Decir que “si” a aquello que quiero decir que “no”, no es ceder en pos de la relación. Es perder la dignidad y el respeto por uno mismo.

9) Sentir culpa y vergüenza por mi equivocación, no es asumir el error. Es sufrir en la fantasía de compensar el error, para preservar la apariencia.

10) Culpar al otro por lo que me hizo, o no cumplió, no es hacer justicia. Es otorgarle poder al otro, asumiéndome como víctima, y desapareciendo como “ser autónomo”.

11) Auto-obligarme u obligar al otro, en nombre de lo verdadero, no es hacer lo correcto. Es un intento de sometimiento y (auto) dominación.

12) Castigar o premiar, desde lo que creo conveniente, no es disciplinar. Es des-amar al otro, y provocar su inautenticidad.


Fernando Sáenz Ford

16 comentarios:

majorosario dijo...

Agradezco estas reflexiones, dado que me aportan la posibilidad de tomar conciencia, desde mi observador, sobre los puntos 1, 3 y 6 por ejemplo, que en determinadas situaciones pasan en transparencia, tanto en lo personal como en lo que refiere a personas con las que me relaciono, por lo que tenerlas presente, me significa poder trabajarlas para luego poder transmitir esto a lo que llamo aprendizaje, al mundo en general.

Anónimo dijo...

Muchas gracias por hacerme reflexionar.
Saludos
Martin

Anónimo dijo...

Estimado Fernando: Después de escucharte varias veces, te conocí en el congreso de coaching. Luego de tu disertación me quede con una muy buena impresión. Este artículo es un lindo regalo para seguir pensando. ¿Te pido permiso para utilizar estos puntos en mis actividades? Saludos
Lic. Esteban A. Ocampo
Coach Ontológico

Anónimo dijo...

Puedes ampliar el punto 9, para conocer más detalles.
Un abrazo desde Barcelona.
Eugenio Gavez

fernandosaenzford dijo...

Estimado Esteban: gracias por tu comentario. No tengo inconveniente en que utilices estos puntos en tus actividades. No puedo decir que son de mi autoría sino más bien un recorte del convivir con otros. Esos otros a veces han sido maestros o coaches, otras veces consultantes o coachees, otras veces mi familia, o mis amigos. Por eso en esos 9 puntos están mis palabra y seguramente la de otros tanto que compartieron reflexiones conmigo. Si te pido que hagas mención a la fuente, para que otras personas visiten el Blog, y nos enriquezcan con sus comentarios
Cariños
Fernando Sáenz Ford

claudia dijo...

Acabo de leer estas refelexiones; más allá de compartir lo que decís, considero que en el espacio en el que lo hacés puede contribuir enormemente a que los coaches sigamos aprendiendo día a día. Gracias.
Claudia Lalloz

Lic.Marcelo Brosky dijo...

Fernando! Muy bueno tu artículo sobre la "culpa" y la "verguenza", en mi práctica profesional cotidiana, trabajo mucho con mis pacientes el tema de los "MANDATOS" que mucho tienen que ver con la culpa y la verguenza...mandatos que no hacen falta verbalizarlos para que se transmitan en el sistema familiar,y se hagan carne en nuestro crecimiento...
Los mandatos pasan a formar parte de nuestros mundos de creencias y esta buena siempre la invitacion a revisarlos, seguramente algunos me serviran en estos tiempos, otros ya no tanto..
Te felicito Fernando por tu blog!!!!Excelente!

Osky dijo...

Estimado Fernando, quiero de este modo llamar tu atención sobre el punto 10 donde comentás

10) Culpar al otro por lo que me hizo, o no cumplió, no es hacer justicia. Es otorgarle poder al otro, asumiéndome como víctima, y desapareciendo como “ser autónomo”.

Coindico en que culpar al otro puede hacerme desaparecer como "ser autónomo" ya que al no hacerme cargo de mi, elijo comprometerme con mi "ego",y darle el control de mi ser y hacer al otro, claro, ¡como me hace esto a mi!.

Ahora en cuanto a que el otro "no cumplió" con las condiciones de satisfacción "prometidas", entiendo que el reclamo al otro, no la culpa del otro, me para en un observador comprometido y me legitima a mi y al otro como otro.

Ya no se trata de que "me hizo" es igual a no me quiere, sino que este es mi ser coherente com mi hacer y declaro no estar satisfecho con lo que vos como otro te comprometiste a hacer.

Esto me hace responsable no víctima, por lo que la culpa y la vergüenza no estárán invitadas.

Gracias por esta invitación a la reflexión.
Oscar Nuñez

neocoach dijo...

FERNANDO:Felicitaciones por tu blog, creo que es vital desarrollar este tipo de conversaciones, que se dan en el convivir y están bien arraigadas, y de las que muchas veces, no queremos hablar, pues quedariamos un tanto expuestos en estas formas de ser culturalmente heredadas.
Si bien tu blog es nuevo, te incluiré en mi feevy de mi blog, para promocionarlo, pues creo que tu iniciativa es digna de ser promovida.
Saludos

Anónimo dijo...

Hola Fernando . Yo soy coach con PNL, y me gustaria capacitarme como coach organizacional y empresarial. vos dictas estos tipos de capacitaciones o conoces donde se dictan. Desde ya muchas gracias.

gema noelia dijo...

Hola! Muy enriquecedores tus aportes, son casos puntuales que clarifican mucho la situación actual de las problemáticas en las organizaciones. Gracias !

Gema

Anónimo dijo...

Gracias Fernando por invitarme a conocer tu blog, leí tu articulo sobre Comunicación vs. Conversar me gustó mucho por esa importante diferencia y muy fácil de leer y comprender. Soy colombiana y actualmente trabajo como consultora haciendo Coach individual y grupal en las organizaciones y entreno a líderes empresariales. Me certifiqué como Coach Ontológica con Julio Olaya en 2005 en Chile.
Teresa Cardona de Cortés, Colombia

Anónimo dijo...

Fernando!!! Soy Ivan Mirco! Quería felicitarte por este trabajo tuyo. Me parece sencillamente "extraordinario". Y te agradezco el que lo hayas querido compartir conmigo también.
Un afectuoso abrazo!
IVAN MIRCO
Buenos Aires, Argentina.

Anónimo dijo...

Hola Fernando! Quería pedirte si podés ampliar un poco más el punto 5., cuando hacés referencia al hecho del amor, del amarse, e intentar cambiar aquellas cosas que a mí no me gustan de mi. ¿Puede ser? No alcanzo a comprender la relación que habría entre el querer modificar algo de mí que no me gusta, y el hecho de ver eso como una enajenación de mí mismo. ¡Muchas gracias!
IVAN MIRCO

Anónimo dijo...

Hola, Fernando
Muchas gracias por invitarme a visitar tu blog. Siempre te dije que me gusta lo que haces y cómo lo haces, y lo reitero en este caso.
Como suelo hacer, compartiré esta info con otros amigos de ¡Refleja! en el mundo quienes, como nosotros, trabajan para la transformación personal del ser a favor del amor y la felicidad. La sinergia nos hace crecer a todos.
Un cálido abrazo y saludos a tu amorosa familia.
Desde el amor y al servicio del Amor,
Marcela Parolin
¡Refleja!
refleja@ciudad.com.ar

fernandosaenzford dijo...

Para quien me consulta por cursos de coaching: te recomiendo entrar a la pagina del Congreso Argentino de Coaching, en las pestaña de patrocinadores
http://congreso-coaching.com.ar/2cac/index.php?option=com_content&task=view&id=22&Itemid=39
Saludos
Fernando